viernes, 31 de diciembre de 2010

Como somos

Hablaremos de vivir, de poder, de consentir la existencia con todas sus limitaciones. Hemos aprendido a considerarnos como somos.

En un mundo de colores

Gustamos ser, vivir, exponer lo que sentimos, y sentimos mientras nos introducimos en un mundo de colores.

Exponente

Hagamos que el amor triunfe en la realidad que nos brinda ante un sol que será justo y también exponente de los grandes amores.

Que no falte

Resolvemos todos los temores con dosis de felicidad amorosa. Son un buen antídoto. Que no falte.

Las ciencias que bendicen

Querer es poder cuando hablamos del amor. Nos hemos sumado a las ciencias que todo lo bendicen.

El negocio

Ya no te voy a esperar. Nos hemos liberado de impacientes oportunidades que nos aclararán dónde está el negocio espiritual.

Sin saberlo

Superamos los consejos de quienes vuelven con una entereza suprema. Hemos ganado sin saberlo, pero lo cierto es que no lo necesitamos.

Pefume para la mejor ocasión

Facilitamos lagunas con las que decir que hay varios pensamientos y no solo uno. Dedicaremos ese perfume a la mejor ocasión.

De embrujo

Despertemos a esa luz que nos debe conmover con paciencias infinitas. Las frecuentes vacilaciones nos deben servir de embrujo.

La hay

Tendemos otro puente, y puede que otro más. No vamos a quedarnos en esa nada que todo lo gana cuando hay buena voluntad, que la hay.

Faltan algunas

Faltan algunas, pero nos da un poco igual. Hemos de estar a tono con las consideraciones realmente amigas.

Terciamos en las causas

Terciamos en las causas y en los problemas para que las soluciones salgan adelante lo antes posible.

Cuestión de poco tiempo

Nos enfrascamos en unas raíces que nos quitan los grandes y graves problemas. Las paces no llegan del todo, pero sabemos que es cuestión de poco tiempo.

Más fortalecimientos

Demoras esas soluciones que estamos aguardando durante décadas. Nos hemos provocado cambios que han de aplaudir más fortalecimientos.

No porque sí

Conseguimos que todo pueda tener algo de sentido. En ese empeño nos movemos. No dejaremos que las cosas ocurran porque sí.

Alas sinceras

Existimos entre comienzos y finalizaciones que nos aterrorizan por lo que suponen como cambios. La sinceridad nos dará alas.

Lo que no sé

Procuramos atender todo lo que nos puede rescatar de una paciencia casi infinita. No te puedo decir lo que no sé.

Sí señalizado

Territorializamos las voluntades que nos esperan en una guarida sin nombre. No hemos propuesto ese sí tan férreo y señalizado.

Algo más

Aplaudimos las sensaciones que nos previenen con sus importancias más o menos relativas. Hemos sugerido algo más, pero no sé.

De toda consideración

Iremos a tratar de entender lo que nos regala la existencia, que es de todo tipo, de todo pelaje y consideración.

Lo poco y lo mucho

Terminamos de ser, de existir, de poner en un tramo la tarea real de consumir lo poco y lo mucho que nos gusta.

La casa donde vivir

Implicamos todo lo que nos importa en la resolución de los conflictos. Sabemos que estamos haciendo esa casa donde vivir.

De plataforma

Hemos apalabrado actuaciones que ahora nos sirven de plataforma con la que armarnos de más coraje.

Las llaves de la felicidad

Nada viene solo con apariencias. Hemos de indagar en el interior de esos momentos que nos pueden dar las llaves de la felicidad perseguida.

Un cierto disfrute

Quieres saber, y sabes. Nos hemos olvidado de las apariencias que nos infunden algunos respetos que nos son ajenos. No hemos consentido lo que es, lo que parece, lo que podría permitir un cierto disfrute.

Tú verás

Me dices que vives ocupada en menesteres variopintos que no terminan de complacer esos objetivos que te marcaste. Tú verás.

Ponderar motivaciones

No tendríamos que irnos así como así. Deberíamos ponderar las motivaciones en un escenario que otros han diseñado.

Deberíamos verlo

Exploramos la amistad con más deseo de una paz que nos corrige. No hemos visto lo que sucede, pero deberíamos.

Motivos diversos

Ya sabemos dónde vamos, y hasta puede que supongamos el porqué de tantos motivos diversos.

No lo hemos olvidado

Negociamos con esas amistades que nos procuran qué hacer y cómo. No hemos olvidado lo que nos gusta.

Veredas desconocidas

Nos apretamos con dientes que no son nuestros, con valores que nos meten en veredas desconocidas.

Puertas cerradas

Planeamos qué hacer con cierres de puertas que no sabemos cómo se han colocado en el punto en el que están.

En otra sorpresa

Me diseñas una amistad que nos envuelve con sus torcidos renglones. Nos quitamos de una sorpresa y entramos en otra.

Nos olvidamos

Me prestas quehaceres que me superan. No he visto lo que tiene sentido. Nos olvidamos de cuentos.

No hemos señalado el gusto

Señalizamos las apariencias con un poco de deseo. No hemos señalado el gusto, no como antes. Empezaremos tantas veces como haga falta.

Paciencias que no vemos

Me dispongo a vivir en la misma era de una veleidad que discurre con paciencias que no terminamos de ver.

No llegarás

Sabes que he esperado esta noche, y la otra, y puede que la otra. No llegas. No llegarás.

Un amor que se escurre

Gustamos de consumos que nos insertan en la diana de un amor que se nos escurre por todas partes.

En el tramo final

Prestamos un tanto de socorro con el amor que nos une con saltos que nos inmovilizan en el tramo final.

Realezas en la paridad

Me he conmovido esperando que el milagro de la vida sea con la serenidad que nos conduce por realezas conformadas en la paridad.

No otras alternancias

Tendremos que estar todo lo que haga falta con una dotación de sinceras veleidades. Nos hemos predicho. No daremos con otras alternancias.

Un amor que nos asola

Nos hemos insistido con una escuela que mueve molinos de viento con un amor que nos asola.

Lucimientos callados

No tenemos que estar en parte alguna. Nos hemos dicho que podrá ser en la misma medida que otros nos dicen con lucimientos callados.

Formulaciones que estarán en paz

Nos sentimos parte de una amistad que nos promueve para vivir entre formulaciones que estarán en paz.

Colores que no vamos a ponderar

Tendremos que ir con la voluntad de vivir en la misma faz de una afición que es entre colores que no vamos a ponderar.

Son las cuestiones

No podemos decir nada. La vida es. Nos hemos comentado que puede ser. Las cuestiones son.

En la misma cara de la noche

Nos impartimos entre las razones con unas voluntades de creencias que son en la misma cara de la noche.

Con mucha paciencia

Todo es una firme promesa con una cantera de emociones que hemos de aglutinar con mucha paciencia.

Valemos

Confluimos en una cantera de deseos que nos han de proponer las mudanzas que sean menester. Nos hemos dicho que valemos para lo que vaya surgiendo.

Lo debemos referir

No te puedo decir que será cuando tenga que ser, pero será, como bien sabes. Todo lo debemos referir.

Le sacaremos el zumo

Nos mostramos singulares en esta relación que sabe a refresco cuando éramos más jóvenes. Le sacaremos su zumo.

Apetencias serenas

Te explicas bien, con ese todo que elimina las ganas de comer en un lugar de apetencias serenas.

Ya veremos

Hablamos de querernos y de algo más. Ya veremos en qué queda. Ya veremos si a la vuelta de la esquina está nuestra felicidad.

Voluntades nuestras

Me has señalado con todo ese amor que nos arma con voluntades que haremos nuestras. Nos encendemos.

El lado que nos previene

Me influyes con tus gustos extraños, y con ellos somos en ese otro lado que nos previene.

En otra lucidez

Pronosticamos lo que puede tener algo de sentido, y con ese algo de sentido nos metemos en otra lucidez.

Con toda la sensatez

Nos preparamos para ese primer día que es también el último con un entusiasmo que nos hace gozar. Seamos con toda la sensatez.

jueves, 30 de diciembre de 2010

Ser entre nosotros

Intensifico las mejores opciones con logros que me aclaran la voz. Estamos muy listos para ser entre nosotros.

La noria que nos lleva

Nos animamos a conseguir que el entendimiento sea parte de esa noria que nos lleva por todas partes.

Comunicación extensiva y noble

Pido para este año paz, amor, comprensión, solidaridad, buenas formas, señales de entendimiento y ejecución de los mejores pronósticos.

Reclamo para todos sensatez en la comunicación, cercanías, intentos de "empatizar" para dar con esas claves que nos insertarán en la concordia a la que tenemos derecho.

Solicito también que tengamos en cuenta la relevancia de los papeles de todos y cada uno de nosotros. Somos importantes incluso en lo más minúsculo. Sin los demás no tiene sentido el trabajo, que se ha de ver, en mi humilde opinión, desde la óptica societaria.

Demandemos tiempo para los amigos, para los que nos quieren, para aquellos que creen en el pacifismo y en el pacto, en ese acuerdo donde todos cedemos y todos ganamos. La certeza en lo positivo de la mancomunidad se advierte en sus propios logros y resoluciones.

Requiramos la intervención de cuantos dicen que nos aman. No hay mejor estima que la que se demuestra andando. Obras son querencias, y lo demás menudencias.

Reivindiquemos derechos fundamentales, con sus oportunos deberes, de modo que vayamos en pos de lograr unos lazos de amistad sincera y sólida. Hemos de refrescar las iniciativas y actividades que se han de mostrar cotidianamente. No fracasemos por no intentarlo.

Imploremos ciertos milagros, que todos podemos realizar, pues todos podemos contribuir, con poco y con mucho, al bienestar ajeno. No olvidemos que quien no siembra no tiene derecho a recoger.

Pretendamos esos nexos que nos hacen fuertes con y en los demás, y aseguremos los pronósticos en sus mejores consecuencias solidarias. Lo positivo que recae en los demás también nos convierte en mejores personas a quienes ayudamos a que así sea.

Hagamos, en todo caso, la comunicación más extensiva y noble, y no paremos pensando que los quehaceres se pueden acabar mañana. El hoy, trabajando a medio o largo plazo, claro, es lo más importante.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Recuperaremos la felicidad

Hoy nos tenemos que decir lo que hemos mantenido en el corazón durante lustros. Hoy tenemos que ser nosotros, y, así, recuperaremos la felicidad.

No todas las bases

Resuelves algunas de las preguntas que se quedaron sin respuestas. Ahora nos tendremos que ver de otro modo. No hemos sentado todas las bases.

Consolidar el momento

Nos gustamos por esa naturalidad que transmitimos en un momento incierto que hemos de consolidar.

Nos tendremos que ver

Me imagino como eres y todo te digo. Hemos enseñado esos dientes que nos dicen cuántos años han pasado. Nos tendremos que ver.

No debemos aceptarlo

Todo es. La vida es una expresión de lo que defendemos, de nuestras valentías, de lo que hemos sido capaces de hacer. En el amor no cabe el fracaso: no debemos aceptarlo.

Nos hemos pensado

Predecimos un valor que nos debe dar sensaciones medio nuevas. No diremos que vale cuando no creo que sea así. Nos hemos pensado mucho.

Complementarios de la realidad

Endulzamos la pasión con una liberación de intereses que hemos de hacer buenos para ser más complementarios de esa realidad que necesitamos.

Como si no pasara nada

Andamos para vernos y para no vernos casi en paralelo, al mismo tiempo, como si no pasara nada.

Paciencias que serán

Llamamos para ver unos terrenos de sensaciones queridas. Nos hemos insistido con paciencias que serán.

Nos iremos viendo

Nos hemos implicado en los trances que otros hacen, en los que siguen como si la verdad sólo tuviera un camino. Nos iremos viendo en varios.

Realizar sueños

Nos damos algunos datos que nos permiten observar que las cuestiones son en la misma noche de los sueños, que son deseos que hemos de realizar.

Hemos aprendido

Te has adueñado de ese corazón que ya no tiene mucho más que decir. Hemos aprendido incluso de aquello que preferíamos no conocer.

El amor que nos consuela

Te quiero por esas sombras que superas en el tránsito hacia el amor que nos consuela.

Soluciones que nos deben dar pasión

Hemos implicado lo mejor de nosotros mismos en la vista de soluciones que nos deben dar pasión.

No siempre comprendemos el destino

Construyamos esa voluntad que nos será pura firmeza ante los devaneos del destino, que no siempre comprendemos.

Nos hemos de adecuar

No hemos tocado ese elemento mágico que nos podría alumbrar ante las creencias que otros nos venden. Nos hemos de adecuar a lo que pasa.

De testigos

Desplegamos un campo de amistad que nos interpretará los mejores momentos. Hemos servido de testigos.

Con garantías de futuro

Hemos aplicado remedios que nos sirven en la nueva etapa que emprendemos con garantías de futuro.

No será eternamente

Agarramos más deseos con un poco de soltura. No sé si tendremos que esperar más tiempo. Sí sé que no será eternamente.

No sé qué dirá el tiempo

Predicamos con otra clase de trigo que no vamos a consumir. No hemos dicho nada, pero ya advertimos del fracaso. No sé qué nos dirá el tiempo.

Medio gloriosos

Todo te digo a ti que nos convences de un pasatiempo con el que viajar por trances medio gloriosos.

Lo somos juntos

Nos inclinamos por prácticas que nos liberen de cambios hacia lo mejor. No hemos considerado las señales de siempre. Nos hemos intuido buenos. Lo somos juntos.

No ha sido

Espaciamos los instantes en los que nos vemos, y apreciamos lo que nos contamos tras el temor a una pérdida total, que no ha sido.

Las señales que nos duelen

Platicamos de nuestras cosas con un tanto de buen humor. No hemos dado con las señales que nos duelen.

Ahí nos entendemos

Nos miramos. Vemos una parte de nosotros que hemos considerado desconocida durante años. Nos consideramos en el todo. Ahí nos entendemos.

Recuperar valores

Nos hemos dedicado a perder un tiempo que consideramos precioso, y no vamos a ninguna parte por una carencia de valores que, en todo caso, hemos de recuperar.

Fórmulas creíbles

Venimos a vernos para dar con ese toque que es humor en el entrelazado de quienes nos ven con fórmulas creíbles.

Felices sueños

Me quieres contar el sí con un poco de buen humor. Contamos lo que es sentimiento y cuento de felices sueños. Nos acostaremos más tranquilos.

Falta de bondad

Nos refugiamos en los intereses de quienes nos venden los objetivos de otros, que no queremos, que no aceptaremos por falta de bondad.

Volveremos a encontrarlas

Tenemos que estar bien, o, al menos, eso intentamos. Nos olvidamos de quienes fuimos, o eso parece. Volveremos a encontrar algunas esencias.

Referente para la paz

Iremos, seremos, pondremos todo en ese vaso que se ha convertido en auténtico referente para la paz.

Las caricias que no damos

Intentamos desgranar lo que importa de lo que no, y así vemos algunos intereses que nos destapan las caricias que no damos.

Peticiones que no veremos

Ablandamos la vida con más vida, y soñamos con regresos a peticiones que no siempre veremos en paz.

El puro sí

Consultamos los aspectos más nobles con una voluntad de cambio para mejor. Hemos visto el puro sí.

Ni en las ausencias

Tenemos que hablar cada día con una amistad que nos debe dar un poco de pasión. No hablamos de ser en la creencia ni en las ausencias.

El aviso que tendremos en cuenta

Reaccionas con un poco de buen humor, con el suficiente para dar con ese aviso que tendremos en cuenta en todo momento.

Así lo creo

Todo en la vida nos llega desde una amistad que nos procurará cambios para mejor, si es posible, que así lo creo.

Lo que ocurre de verdad

Deseo lo bueno y lo malo casi al mismo tiempo. Nos hemos predispuesto con una voluntad de caricias reacias a ver lo que ocurre de verdad.

No nos hemos visto

Iré, o no iré, o te diré que sí, o te pensaré, o te dirigiré mi mirada con un poco de buen humor. No nos hemos visto.

Calor nos damos

Tejes un deseo que ya no pertenece a nadie. Nos hemos visto en la retaguardia. Nos damos calor.

Ya no la divisamos

Nos tendremos con un pasatiempo que nos hará marcharnos hacia esa parte que ya no divisamos.

Planos sugerentes

Todo te puedo decir ahora que nada digo como antes. Nos hemos acercado a los planos más sugerentes.

A flor de piel

Predecimos lo que podemos hacer con un nudo en el espíritu, que nos debe iluminar con la trazabilidad a flor de piel. Te acercas a mí.

Planos sugerentes

Todo te puedo decir ahora que nada digo como antes. Nos hemos acercado a los planos más sugerentes.

Gestamos anhelos

Nos amamos. Hemos diseñado las causas con sus pretensiones más olvidadizas. Gestamos nuevos anhelos.

Hacia ninguna parte

Representamos los motivos con un elemento que se nos tercia algo olvidadizo. No hemos girado hacia ninguna parte.

Demasiado pronto

Mantenemos un campo de humedad que nos disuelve con sus gustos más claros. No hemos dado con los resortes de antes. Nos hemos olvidado demasiado pronto.

Hemos de superar la frustración

No me bañes en tus deseos con frecuentes caricias de amor. Nos volvemos con un poco de frustración que hemos de superar.

Fortificar lo que fuimos

Tendré que ir, que regresar, que reponer los elementos que pueden fortificar todo cuanto fuimos.

Nos despedimos

Planteamos el metabolismo de varias batallas que no vamos a librar. Nos despedimos otra vez.

miércoles, 29 de diciembre de 2010

Apenas saben

Vivimos en la mansedumbre que nos despeja algunas incógnitas, que apenas saben por dónde tenemos que marchar.

No inútilmente

Nos incorporamos bien. Hemos servido de testigos para unas memorias que nos olvidan. No padezcamos inútilmente.

Deseos comprados

Marchamos con una bondadosa inquietud que nos aclara por dónde deberíamos ir. Hemos comprado deseos.

Todo ese amor de siempre

Aparecemos con un aspecto milagroso que nos llena de inquietud. Nos debemos todo ese amor de siempre.

Sin reserva nos tomamos

Tendremos que prevenir esas transformaciones que tienen en el cariño un cruce de intenciones claras. Nos tomamos sin reserva.

Predisposiciones

Hablamos de contar con bondades que nos deben generar adelantos con predisposiciones que sean. Nos añoramos mucho.

Nuestro progreso

Me asusto en esa espera que contradice todo cuanto tuvo un cierto sentido cuando lo tuvo, claro. Nos enamoramos cada día. No echaremos por tierra nuestro progreso.

Un contrato diferente

Consumo una parte de mí que no es mía, y me asusto con la mirada que propone continuar como parte de un contrato diferente.

Merece la pena

Avancemos sin promesas, y hagamos que las sintonías magnifiquen lo que nos merece la pena, que, ante todo, es vivir.

En un pequeño rincón

Nos regalamos palabras con las que nos acodamos en un pequeño rincón que nadie visiona.

Se ha ido uno de los buenos

Luis Mariñas se nos ha ido, pero nos queda su mirada, su verbo sencillo, ágil, sus comentarios, su buen hacer, sus complicidades con la audiencia, su profesionalidad, su belleza interior y exterior.
Su tono era peculiar, y su manera de trabajar se introducía tranquila y cercana, como su propia presencia, bonachona y hermosa, por lo que supo captar de manera brillante a la audiencia, que siempre le siguió por los diversos canales y programas por los que anduvo.
Ahora se ha ido de repente. La información en la que él creía, inmediata y veraz, ahora se ha cebado en una edad en la que uno no espera el momento de la partida. Todavía le quedaba mucho por hacer, mucho que decir, mucho que expresar, en un universo donde su experiencia habría sido un grado. Suponemos que allá donde esté, que será el cielo de los periodistas geniales, sabrá que, por mucho tiempo, le echaremos de menos, y, aunque no se nos vea llorar, nos sentiremos tan tristes por su marcha como si estuviéramos derramando lágrimas eternas.
Luis Mariñas ha sido un referente para la profesión, en lo humano y en lo periodístico. Quizá su paso por la televisión, por las televisiones, sea una asignatura obligada para quienes investigan el desarrollo y la situación del sector. Se ha ido uno de los buenos, de los “buenos buenos”. Recordarle y seguir aprendiendo de él es algo en lo que nos esmeraremos quienes le conocimos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Liberar ilusiones

Me subo a ese monte de sensaciones nada complejas. No damos con los habitáculos donde encerramos algunas ilusiones que pronto han de ser liberadas.

A la noche nos cantamos

Me cobijo en tu ser con un poco de amor, con todo el amor del que soy capaz. Nos cantamos a la noche.

Trozo de pasión

Hemos agarrado la vida con un trozo de pasión que nos liberará de temores infundados.

En los milagros

Tiemblo en la larga espera que corrige las amistades con un tono más amistoso aún. Tendremos que confiar en los milagros.

Sin fondear del todo

Consolidamos la vida con más vida y nos damos unas libertades que limarán asperezas. Nos tocamos sin fondear del todo.

Tarde y bien

Soñamos con ir más deprisa en la vida que nos corta por lo sano. No damos con las caricias de otros momentos. Iremos tarde y, en este caso, bien.

Vidas completas

Convengamos las experiencias más nobles con los elementos más cotizados en vidas que son completas.

Apagarlos

Tengamos la fiesta en paz y separemos los instantes buenos de los malos con el fin de apagar estos últimos con los primeros.

Seamos con sensatez

No me lo cuentes tarde y mal, y no seas en la noche que nos devuelve a las caricias más oscuras. Seamos con un poco de sensatez.

Fundamentos sólidos

Debemos buscar en otros momentos de nuestras vidas para dar con esos fundamentos de las estructuras más sólidas.

Triunfos claros

Tendremos que esperarnos en cualquier esquina con una voluntad de señales con triunfos claros.

Un universo que se vence

Tomo nota de lo que somos, de por qué somos, de lo que son aficiones en un universo que se vence por todas partes.

El mensaje andaba cerca

Creo que tenemos que creer un poco más en nosotros. Hemos buscado en todas partes cuando el mensaje de amor andaba muy cerca.

Bordearemos el camino principal

Bordearemos el camino principal para saborear los paisajes que hasta ahora no hemos visto.

Sé que llegará

Superamos las fortalezas de unos miedos que han estado ahí en materia de cariño, ahora ausente, pero en camino. Sé que llegará.

En cuanto pueda ser

Iremos, seremos, secuenciaremos la existencia con todo tipo de tonalidades, y nos diremos que vale en cuanto pueda ser.

Con una cierta libertad

Esgrimimos algunos deseos que han de neutralizar los espacios en los que nos podemos mover con una cierta libertad.

Separar el grano de la paja

Visualizamos la vida con más existencia complicada, y eso no es bueno para separar el grano de la paja.

Conservo el buen humor

Contrasta la vida con más vida, y en ella soy con un poco de buen humor, que aún conservo en alguna parte.

Demasiado plano

Tendremos que estar preparados para lo que pueda suceder en un universo que consideramos demasiado plano.

No nos hace falta hoy

Encendemos una vela con la que iluminamos lo mejor de nosotros mismos. No vemos el todo, pero tampoco nos hace falta hoy.

La causa que nos alumbra

Indicamos una parte del camino con una voluntad que nos promueve para ser en la misma causa que nos alumbra.

Aligerar movimientos

Nos animamos para vivir entre pausas que nos deben aligerar esos movimientos que antes hicimos más torpemente.

Lo que nos conviene

Tenemos que disponer las reacciones ante una versión que nos conduce por sendas casi perfectas. Los amores señalan bien lo que nos conviene, aunque no lo veamos a la primera.

Que no nos falte la chispa

Resucitamos ese entusiasmo que nos debe dar las caricias sufientes para que no nos falte la chispa en todas las iniciativas que hemos de desarrollar.

Sensaciones simples

Restamos una ilusión, y nos quedamos en mitad de una gloria que nos predispuso con sensaciones simples.

Cuando fueron a más

Tendremos que ir hacia ese momento de una fuerza que nos dio ánimos cuando las cosas fueron a más.

Voluntad señalizada

Vamos a llenar un vacío que nos devoraba el alma con un entusiasmo que nos procuró estar en la misma vereda de la voluntad señalizada.

Equilibrio sin pretensiones

Tensamos la cuerda para ver hasta dónde llega. Ahora debemos mantener un poco de sensación de equilibrio sin pretensiones.

Monedas sin cambio

Me rompes los hilos que tanto nos unieron pese a su debilidad. Nos hemos predispuesto con sus monedas sin cambio.

Llegan tarde

Te podría contar ese todo que me devora en el ansia de una libertad que no vemos. Las comprensiones llegan tarde.

No realizables

Separamos ese todo de esa nada que nos distingue con sus prestaciones no realizables.

Nos damos las gracias

Tendemos a ver algunas caricias que nos añaden pasos que no terminamos de comprender. Nos damos las gracias.

No lo hemos conseguido

Tendemos a ver secuencias que nos disponen todo lo mejor con un aire medio hiriente. No hemos conseguido quedarnos en la misma nada.

Nos complacieron

Me has propuesto ir, y puede que te haga caso. No hemos dado con las señales que tanto nos complacieron.

Salubridades

Tendemos a ver lo que nos ocurre por un universo de peticiones medio heridas por las salubridades que no advertimos.

Más nos queda

Hemos platicado con maravillas que nos disponen con sus consecuencias de todo género. Nos hemos querido mucho. Más nos queda.

Pluralidades de antaño

Los niveles superiores son los más desconocidos. Las pluralidades de antaño nos hacen vivir en otro ámbito.

Así seguimos

Hemos sentido que las heridas eran de todo y de casi nada, pero así seguimos, y conviene que lo solventemos.

Pronto nos hemos hallado

Razono en tu vida, y en la mía, y no sé si eso nos sirve para algo. Nos hemos hallado pronto.

Nos preferimos

Nos atraemos con unas infusiones que nos tranquilizan y nos dan ánimos al mismo tiempo. Nos preferimos.

Las prácticas que funcionan

Tenemos los tantos que nos permiten hacer los muestreos más sencillos. Nos damos las prácticas que funcionan.

Galardones

Nos mostramos reacios a los elementos que nos llegan con peticiones que nos quitan parte de las esencias que queremos conservar. Nos galardonamos con momentos dichosos.

El todo que nos conmueve

Nos damos referencias que nos regalan normalidades con las que ir hacia el todo que nos conmueve.

Turnos que no contabilizamos

Tendré que verte un día de éstos. Nos pedimos una razón que nos dictará qué hacer entre turnos que no contabilizamos.

Sin escritura

Vivimos en la diferencia, y eso es bueno, pues nos reconocemos. Nos pertenemos sin escritura de propiedad.

Cambio de ánimos

Nos sentimos afectados con lo que somos, con lo que nos muestra una voluntad que cambia los ánimos.

Menos extrema

Te quiero bien, como eres, dando y recibiendo una amistad que me debe dar una voluntad menos extrema.

Un amor con futuro

Te quiero como eres. No es una cuestión de presencias porcentuales, sino de un amor con futuro.

No en vano

Moderamos la vida, y con ella llegamos a los momentos más estelares, que nos encantan. No pasamos en vano.

martes, 28 de diciembre de 2010

Con planteamientos de felicidad

Hace tiempo que sabemos el uno del otro, y hace tiempo que nos queremos como somos, con planteamientos de felicidad.

Sin que sepamos

Tendemos hacia esa amistad que nos ablanda el corazón sin que sepamos los motivos. Puede que sea mejor así.

Amor elocuente

Vencemos a nuestros propios egos gracias al amor que nos profesamos, que es elocuente de lo que podremos ser.

Consultamos experiencias

Prestamos fines que son secuelas de lo que nos complació. Nos consultamos algunas experiencias para ver por dónde podemos marchar.

No lo hemos visto

Saldamos algunas cuentas con unos humos de factura querida. No hemos visto lo que nos sucede.

Cuentos de amor

Me has divertido con esas palabras llenas de sabiduría y humor. Nos hemos aplicado cuentos de amor.

Con el universo recóndito

Separamos esos territorios que ya no ansían los deseos de antaño, y nos preocupamos de los avatares de una era que nos fusiona con el universo más recóndito.

Nos rodean con sus pláticas

Hemos reclamado un poco de tiempo para solventar las dudas que nos rodean con sus pláticas de emociones sinceras.

En la noche es la vida

Consumimos los espejos de una novedad que nos presupone con mudanzas un tanto señeras. No podremos quedarnos lejos. La vida es en la misma noche.

Dones extraordinarios

Cuestionamos las penas, y las tratamos de superar. Será así en cualquier momento. Los dones serán extraordinarios.

La felicidad de partida

Nos consolamos con las esperas que nos predisponen para ejecutar los cambios que podrían darnos la felicidadd de partida.

En la noche de los tiempos

Predisponemos un deseo que es parte de una estela con la que vamos a crecer en la noche de los tiempos.

No con la señal

Nos tenemos para lo que sea menester. Hemos aprendido entre cargas que nos pueden. No hemos dado con la señal.

Con cariño nos expresamos

Mendigas un pan que ya no está. No le has hecho caso durante el tiempo que fue. Nos expresamos con cariño.

Como buenos amigos

Te podría decir todo y de todo en este nuevo camino que hemos dispuesto. Nos consolidamos como buenos amigos.

No los hemos resuelto

Determinamos los espacios en los que crecemos con un don que nos parece mágico. No hemos resuelto los enigmas.

Conclusión a medida

Los fondos nos llevan a ese lugar donde el todo es una parte con una conclusión a medida.