domingo, 31 de octubre de 2010

Lejos y cerca

Todo lo tendremos por delante mientras nos agotamos en los mismos esfuerzos que nos ponen lejos y cerca.

Versiones cultivadas

Te has empeñado en ser y en vivir con un espacio medio resuelto en la misma creencia que nos pone a practicar con versiones cultivadas.

Regresemos a las fuerzas

Nos consolamos con travesuras que nos presentan resoluciones antes de que aparezcan los pocos conflictos que ya hemos vivido y que pueden volver. Regresemos a las fuerzas que nos ayudaron.

Nos ayuda la vida

Superamos la soledad con palabras de conciertos divinos que nos predisponen para ser entre alegres aspectos de amores que son y serán. La vida nos ayuda.

Más queda

Te dejo ir hasta ese inicio que es pensamiento en el anhelo más planteable y defendible. Nos hemos amado mucho. Más queda.

No podremos esperar

Los amores son mientras están entre compatibles destrezas de asentimientos respecto de lo que nos conviene. No podremos esperar.

El tiempo que vivimos

Te veo con otro destino, aspirando la paz que otros nos han de dar con unos sentimientos de casta naturalidad. No precisamos ese tiempo que ya vivimos.

Cautelas nobles

Dibujemos especiales circunstancias con las que poder combatir el hastío. Seamos más sensatos con cautelas nobles.

En la trayectoria de la nada

Nos acostumbramos a ese momento que nos adormece mientras esperamos nuevos milagros que son en la misma trayectoria de la nada.

Deseo y norma

Reforzamos esos aspectos que nos gustan tanto y nos unimos con excepciones que convertirán el deseo en norma.

En cuanto pueda ser

Eres justo la vida que quise desde el principio de unos tiempos que irán acompañando en cuanto pueda ser.

Lo que puede venir

Me propones consideraciones que me apañan el cuerpo que ya no poseo. Hemos visto lo que puede venir.

No los tomaremos

Tendremos espacio para vernos entre consejos que no tomaremos cuando el instante no sea apasionado.

Porque sí

Viviremos ese espejismo que podremos poner en una caja de amistades medio consideradas. Nos amamos porque sí.

En otra cara

Te he visto con una imagen de bondad que no podemos defraudar. Nos hemos acostumbrado. La vida es en otra cara.

Exprimir a fondo

Tendremos que estar con una razón que nos propone ansias de mera libertad que hemos de exprimir a fondo.

En exceso

Todo me sabe a esa sombra que hemos ubicado donde las directrices son enormes. Nos hemos gastado en exceso.

De puro peso

Nos hemos alentado con una amistad que nos propone seguir hacia el todo con una razón de puro peso.

Menos profunda

Tendremos que ir a ver lo que sucede con una razón de peso. Nos dirigimos a una amistad menos profunda.

Una dirección que no queremos perder

Insistimos con lo que somos, con lo que tenemos, con todo lo que tiene parte de una dirección que no queremos perder.

Menos cambios

Hoy nos sentimos en plenitud, sin prisas, abogando por las razones que nos proponen menos cambios.

sábado, 30 de octubre de 2010

Nuevas preguntas

Pendemos de un hilo sin cometa. Hemos resuelto algunas dudas que se tornarán pronto en nuevas preguntas.

Otro abrazo

Resolvemos todo ese amor que nos gusta con implicaciones de maravillas simpáticas. No podremos quedarnos sin reconocer que el amor sincero lo es todo. Necesitamos otro abrazo.

Medio nobles

Frecuentamos ese panel de deseos que se hacen realidad. Nos proponemos querencias medio nobles.

Nos hemos preferido

Te veo en la formalidad de una destreza que puede y que es con una fórmula que nos predispone. Nos hemos preferido. La voluntad llega.

Pura consecución de amor

Todo me vale con consejos que hemos de tomar en consideración. Nos agotamos con resortes de pura consecución de amor.

Los fines de la comunicación

Conectamos hoy, sin que quiera explicarme el porqué. Habrá motivos cercanos y distantes, de todo tipo, prestos a superar los envites de una existencia venida de todos los rincones del corazón y del día a día, que nos regala felicidad y tristeza a tramos. Por eso hemos de saber optimizar lo que nos conviene, y por eso debemos ser capaces de detectar las fórmulas de la memoria y del olvido.

Vivamos con sigilo el papel de quienes nos muestran las ataduras de una vida que nos preña de sensaciones de todo género y número. No desperdiciemos lo más valioso, el tiempo, y procuremos que el partido se juegue los noventa minutos y sin parar durante la prórroga o el lapsus de descuento. En cualquier ocasión surge la oportunidad del conocimiento, de la relación y de la dicha.

Apacigüemos los instantes dolorosos, y seamos consecuentes con el porvenir, que nos ha de embrujar con sus dones más externos y mágicos. Vayamos hacia ese fin que es principio en cada iniciativa, en cada motivo. Nos animamos recurrentemente con unos recuerdos de actitudes que se mofan de las creencias intangibles, que, a menudo, justifican muchos de los procesos de comunicación y de aprendizaje.

Leamos, palpemos, seamos entre amistades sin palabras peligrosas. Cultivemos la memoria y la capacidad de perdonar, de ser entre telas de querencias que no han de quedar en suspensión. Sustituyamos esas etapas que no terminan de engrandecer los papeles de aquellos que están llamados a estimularnos con esas actividades ilusionantes que necesitamos en la cotidianeidad. Nos invitaremos a lo que sea menester.

Patrullemos por el interior de nuestras almas en busca de aquello que puede constituir la clave para comunicarnos, que es la fe y la esperanza en un futuro, en una mejora, en conocer más y mejor lo que nos rodea y sus porqués. Hagamos que broten esas flores que serán la imagen de una antesala de frutos de los que obtendremos la opción de un cariño que, por esperado y auténtico, será sincero. Lo será si ésa es nuestra voluntad y si por ahí encaminamos nuestros fines.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Incluso los que guardamos

Tendemos a vernos bien, y eso es lo que hacemos ahora que los recuerdos nos saben un poco mejor. Nos hemos aprendido todos nuestros comportamientos, incluso los que guardamos.

Recuperar el trecho

Te esperaba en otro momento, con más simpatía, pero imagino que el trecho del camino debemos recuperarlo.

Para felicidad

Me he aficionado a ti, y sabes que tengo motivos para ello. Haremos que el segundo que nos quede sea para felicidad.

Donde sea menester

Apostillamos planos con anhelos de libertades consideradas desde una afición medio reservada. Tenemos que vernos donde sea menester.

Donde podría ser

Vislumbramos más paciencias mientras vemos las insinuaciones de unas caricias que nos llevan donde podría ser.

Bondades surgidas del amor

Todo ha podido ser mientras las causas nos han llevado a una sensación casi celestial. No negaremos el estar juntos y con bondades surgidas del amor.

De apariencias nobles

Nos hemos buscado con aplausos que todo lo preparan con una minuciosidad de apariencias nobles.

Por recuerdos

Te tengo como lo que eres: todo para lo que soy y significo. Hemos apostado por recuerdos de otras existencias.

Presencias maravillosas

Te tengo reservado en mi corazón. No podía hacer otra cosa. Hemos convencido a todo lo que se mueve con unos resortes de presencias entre poderes maravillosos.

Solucionar conflictos

Descubrimos corazones nuevos que se dirigen a las brumas de unos conflictos sentimentales que hemos de solucionar.

No cabe la separación

Eres la sensación alrededor, la vida que resume todo y todo lo explica. Nos hemos encontrado tantas veces que ya sabemos que no cabe la separación.

Votos por este amor

Tengo que seguir adelante como sea, con un pronóstico que hoy no será reservado. Hagamos votos de calidad por este amor.

No sirve la previsión

Iremos, volveremos y seremos en una noria de pasatiempos claros. Nos hemos diseñado para ser un poco más felices en una previsión que, por serlo, no nos sirve.

Pruebas con las que nos agasajamos

Superamos las redes de algunos destinos que nos ponen en unas eternas pruebas con las que nos agasajamos.

La fiesta, en paz

Diseñas un plano de amistad que me incardina donde todo es con una misión que hemos de hacer medio posible. Tendremos toda la fiesta en una clara paz.

No solos

Buceamos en todo lo que es menester para dar con las claves de un mundo que se expande. Hemos abarcado más anhelos. No queremos quedarnos solos.

Viajar hacia el mundo querido

Todo me sabe a tu forma de ser, y sigo en una barca que me propone viajar hacia el mundo más querido.

Destrezas e intereses

Te sé ahí de algún modo, prestando una logística que nos envuelve con planos de pura amistad que todo lo secuencia del revés. Seamos con destrezas de intereses objetivos.

Intenta verme

Las señales nos devuelven a orígenes que no hallamos cuando fuimos pequeños y sensatos. Nos enamoramos cada día. Intenta verme.

Tratamos de saber

Buscamos unas certezas que nos proponen cambios hacia esa bondad que es voluntad en el puro vacío de una existencia que trata de saber.

viernes, 29 de octubre de 2010

“Lo que siempre está ahí” o la esencia de Marcelino

El título del último poemario de mi amigo Marcelino Menéndez González (si no es el último, por el ritmo que lleva, casi) es harto elocuente: “Lo que siempre está ahí” (Editorial Azarbe). Quizá pudo haber cambiado el tiempo verbal, e instaurándolo en una forma de ser más cercana a la mía, podía haber señalado “Lo que siempre ha estado ahí”, con lo cual habría dejado abierta la sensación de que ha estado hasta hace poco, o que no lo está ahora, o que podría seguir estándolo. La importancia de los verbos no es baladí. Ya saben que un autor levantó toda una edición para cambiar el título de su última novela. Creo recordar que fue el maestro Gabriel García Márquez.
Nuestro eterno joven, nuestro infatigable joven, nuestro amigo incondicional, Marcelino, nos invita, con una ambigüedad a la que no siempre nos tiene acostumbrados, a dar pinceladas sobre la vida, la voluntad, el amor, el concierto vital, el desconcierto, el tiempo, la luz, las sombras, el paso de los años, la curiosidad, los pensamientos de variadas etapas, las inquietudes, los misterios y lo que podemos descubrir al otro lado del horizonte que percibimos de manera cotidiana, los propios dilemas con sus consustanciales problemas de conciencia, la espesura del insomnio y de la noche…
Es la vida misma: todos esos conceptos, todos los sentimientos, toda la significación que emana de palabras manidas, pero, a la vez, íntimas, nos refleja una personalidad dinámica, presta a despejar incógnitas que, en paralelo, nos conducen a otras nuevas, como, por otro lado, es propio de la existencia. Me gusta la apertura que suponen los puntos suspensivos que de vez en cuando utiliza.
Marcelino quiere hallar “la armonía de la forma” en su poema Extravío, y nos “transmite su alma” en Esencia vital y se acerca “a la orilla de la plenitud” con Un hilo de luz, mientras los amores se quedan, como siempre, libres, “en el aire”… La vida es Ganar y perder, “tras calibrar muchos factores,” y mientras las respuestas no llegan toca Crecer, sin más. Lo malo, como antes dije, como el repite, es que “los misterios se eslabonan”, y así quedamos todos, con él a la cabeza.
Me encanta la poesía que, cuando la lees en momentos dispares, ubicas y traduces claves diferentes también. Un ejemplo de este talante en esta obra es su poema Sensaciones:
“Quiero dejarme llevar por las sensaciones;
Aquellas que te hacen sentir distinto,
Pensar diferente y ser y vibrar,
De forma desigual…”

Cuando uno vive su Escenario, ve, en su final, lo que experimentamos muy a menudo:
“Y hoy vivo sin mí, sin ti, sin nada…”

Pese a tormenta que se disipa una y otra vez y nos produce, como a él, como a Marcelino, un cierto cansancio, me quedo con esta parte del poema titulado:“También en los jardines anochece”. Dice así:

Me siento volar hacia distancias
insospechadas, de añoranzas felices y únicas,
y a su encuentro, me hallo ante una laxitud
incomparable en la que flaquea mi cuerpo,
y me relaja de forma absoluta para captar
y absorber a través de mil poros abiertos,
ese momento especial transformado en vida
que me invade y se apodera de mí, con sensaciones
en las que desfallezco y me entrego colmado
de satisfacción mental y espiritual”.

Y añado yo, con permiso del autor:
La misma satisfacción que me propicia leer este trabajo, breve en sus 30 poemas, cortos ellos, pero intensos, densos como la vida misma, haciendo el milagro de sintetizar en palabras nada complejas sentimientos sencillos, eventos cotidianos, experiencias sin batallas, ejercicios de pura salubridad.
Supongo que lo que nos cuenta Marcelino siempre está ahí, siempre lo estuvo y lo estará. Coincido, ahora sí, en la relevancia de utilizar un presente enérgico.
Son, indudablemente, los que nos cuenta, los aspectos vitalistas e ignotos que, para todos, siempre han estado ahí. Marcelino ha sido valiente para expresarlos.
De alguna manera, creo, y lo digo sin soberbia, ni falsa exaltación, Marcelino siempre ha estado en ese punto de la lectura que nos anima en estos momentos, siempre lo está, y hoy, casi sin explicarlo, lo hemos visto, lo hemos palpado y saboreado, y, también casi sin saberlo, lo hemos aprehendido.
Enhorabuena, Marcelino.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Mancomunidades cariñosas

Creemos. Hemos apostado por las razones más creíbles. Nos hemos prestado a nuevas mancomunidades cariñosas.

Registros poderosos

Hemos sido puntos en la nada de una comunión amorosa que nos presenta con registros poderosos.

Con mucha amistad

Nos hacemos con razones que nos dirigen hacia argumentos que nos quieren como somos. Nos marcamos con mucha amistad.

No vemos todo

Hemos adivinado lo que queríamos hacer. Nos conquistamos con unas prevenciones que nos dirigen hacia señales de participaciones supuestas. Hemos adecuado lo grande y lo pequeño. Nos recomendamos ser. No vemos todo.

Son así

Vivimos con nuevos vientos que soplan para decirnos que nuestro futuro está en el amor. Nos damos graduaciones frecuentes. Los silencios son así.

Criterios cariñosos

Nos damos un acompañamiento que nos sirve para no sentirnos solos en momentos complejos. Nos jugamos mucha amistad. Nos hemos adecuado con más símbolos de criterios cariñosos.

Toda la gama de opciones

Separamos todo con una amistad que nos ha de enseñar a sacar partido de los aciertos y de los errores. La vida es con toda su gama de opciones.

La existencia que nos corresponde

Nos sentamos para contarnos que los mareos se superan estando prestos a cualquier modificación de la existencia que nos corresponde.

Somos amigos

Tendemos a vivir en esos espacios que nos proponen detalles que serán destellos en un desierto que se llenará de amores. Nos pondremos en el lugar de los que fueron adversarios. Hoy somos amigos.

Preferencia infinita

Tenemos que estar en ese momento que nos indica que podremos suponer casi todo con una amistad de preferencia infinita.

Señales de amor

Agradecemos todo lo que somos con una normalización que nos gusta con resplandecientes señales de amor.

Maravillas compartidas

Tendremos que dar con esa gratitud que nos dará capacidad para ser felices estando juntos. Nos debemos apretar con equilibrios de maravillas compartidas.

Circunstancias de amor

Hemos apostado por dar con sugerencias que nos han de preferir con actuales circunstancias de amor.

Presencias hermosas

Hemos citado a los amantes de esos encuentros en los que compartimos lo subjetivo con palabras de presencias hermosas.

Nos quedamos

Te encuentro con toda la sinceridad de siempre. Nos recuperamos. Los momentos de cierta naturaleza nos garantizan nuevas reclamaciones. Nos quedamos.

Palabras no glosadas

Superaremos esos puntos que nos fueron con transportes de cariños que nos faltan en los momentos cruciales. Nos hemos estimulado con las palabras que no hemos glosado.

Amigos ilusionados

Hemos mirado por ventanas que ya no nos pertenecen. Nos ponemos en esas pruebas que nos harán tomar ventajas con las que comulgar con los amigos más ilusionados.

Preparados para reconocernos

Te tengo que querer. Hemos añadido mucha calma. Nos queremos. Hemos dado ejemplos que nos harán superar cualquier envite. Estamos preparados para reconocernos.

Señales evidentes

Nos hemos conseguido más pronto de la cuenta. Saldamos algunas cuentas. Hemos llamado a los que muestran las señales más evidentes.

Ideas que se agolpan

Nos mostramos precavidos en materia de amor, y somos entre declaraciones de ideas que se agolpan para salir a la luz.

Incondicionales

Vivimos esos momentos que nos hacen sortear las dudas con devoluciones de puro poder. Nos activamos. Nos hemos conocido bastante bien. Nos declaramos incondicionales.

Resolver sugerencias

Nos postulamos como señales de puras amistades que nos proponen querencias con las que resolver algunas sugerencias.

Fortalezas sentimentales

Miramos y nos volvemos amigos, quizá como siempre fuimos. Nos damos esa intensidad que regresa a fortalezas sentimentales.

jueves, 28 de octubre de 2010

Reforzamientos únicos

Fuimos en otros orígenes. Nos damos continentes y contenidos que nos complacen con reforzamientos únicos.

Respuestas de siempre

Nos hemos gustado. Somos. Nos mostramos con todo el amor del mundo. Hemos indicado otro sí. La vida nos justifica. Nos damos estrategias con respuestas de siempre.

Para que se vean

Tendremos que ir con la incertidumbre de señales que hemos de ubicar bien altas para que se vean.

Solventar vicisitudes

Eres parte de ese proceso fácil que nos brinda ocasiones con las que solventar todo tipo de vicisitudes.

No los evitaremos

Abrimos esa fruta que nos alimenta antes de tomarla. Nos hemos querido, y seguimos. No evitaremos esos quehaceres.

Superar obstáculos

Nos mostramos con fundamentos que nos aportan señales con las que poder superar los obstáculos que van surgiendo.

Deseos que hallaremos

Tengo que comentarte lo esencial. No hemos dado esos topes que deberemos superar. Nos jugamos esos deseos que, finalmente, hallaremos.

Vestigios

Nos hablamos con mucho amor. Nos elegimos con unas resoluciones que nos amamantan con unos vestigios de cuanto fuimos.

Captar las mejores fortunas

Experimentamos con unas causas que nos animan a vivir con amor por doquier. Debemos captar las mejores fortunas.

Tan pronto pueda ser

Recopilamos ideas con unas emociones que nos complementan con unas promociones de ánimos que han de concluir tan pronto pueda ser.

Conversaciones

Reposamos tras un trasiego que nos ha de mostrar el camino con conversaciones que no deben cesar.

Saldremos del hielo

Tentamos esos momentos que nos ocurren con unas advertencias de pacifismo y entendimiento. Nos debemos acompañar. Nos gustamos. Saldremos del hielo.

Controles novedosos

Te recojo en otra carretera. No te veo, pero intuyo que nos podremos ver. Nos consideramos con registros de controles novedosos.

Con menos afectos

Tenemos que ser compatibles. Hemos vivido de impresiones que nos refuerzan con menos afectos.

Los mejores propósitos

Todo es. Nos debemos aprender cada día con unos amores que nos recuerdan con los mejores propósitos.

Reiterados anhelos

Vivimos con respetos que nos cumplen con refuerzos que son. Hemos tomado la voluntad con unos reiterados anhelos.

De lo posible

Hemos generado las resoluciones con unas ocurrencias que nos ubican en condiciones de lo posible.

Tendemos a volver

Vivimos esos compromisos que nos ensalzan con objetivos de sentimientos profundos. Hemos tendido a volver.

Mucho, poco

Temblamos. Nos creemos esos instantes con unos recuerdos que nos absuelven. No somos. Lo mucho es poco. Nos determinamos.

Destacadas posiciones

Consultamos los buenos humores que nos rescatan con intercesiones que nos ayudan con fermentos sin pruebas. Nos ganamos con destacadas posiciones.

De pura libertad

Optimizamos las razones con sinuosas caricias que nos ponen en esos momentos de pura libertad.

Algo más

Vivimos la propuesta que nos hace vivir en lo inmediato. Puede ser. Nos quejamos, pero hemos de hacer algo más.

miércoles, 27 de octubre de 2010

Pensamientos que nos superarán

Reflejas lo que me gustas, lo que me conviene con premisas de pensamientos que nos superarán.

Emociones simpáticas

Nos enseñamos a vivir con el transcurrir de un tiempo que nos viene dado con emociones simpáticas.

En un estanque de colores

Te espero cada día con premisas nuevas con las que creceremos en un estanque de colores.

Versión de la existencia

Te doy la bienvenida con todo lo que ello supone, para nosotros, para ti, para la versión de existencia que vamos a interpretar.

Verdades cansadas

Me consigues una verdad que es presencia en el mismo destierro que nos propone cansadas verdades que lo son y que hemos de sustentar.

Existencia florida

Me impaciento en lo que me dices, con lo que haces, con las definiciones de una existencia florida.

Entendernos totalmente

Tengo que ir, que ser, que vivir, que tocar con destreza ese punto que nos hará entendernos totalmente.

Con secuencias nuevas

Te vivo entre consejos que me ponen en la razón misma de una vida que es con secuencias nuevas.

Hace tiempo que debimos

Nos comprenderemos en ese mismo día en el que nos diremos un sí para siempre. Hace tiempo que debimos hacerlo.

No tengo que insistir

Eres mi confianza con una consecución de generaciones de placenteros momentos que ya no son leyendas externas. Nos ponemos el mejor traje de confianza. Te he dicho que te amo, y sabes que no tengo que insistir.

Te indico

Vivimos ese espacio que nos plantea qué hacer ahora que no hacemos nada. Hemos avisado de torpezas que iremos corrigiendo. Los amores no siempre entretienen, pero deben. Te indico.

Frescura total

Te diré que estamos dispuestos, y seguramente lo estamos. Nos hemos acercado a vivencias de frescura total.

Presencias útiles

Reviso lo que siento por ti, que es todo y más. Nos despejamos con unas secuencias que nos ponen en valor. Hemos añadido espacios de presencias útiles.

Quizá deba ser así

Realzamos lo que nos da fuerza. Lo intangible nos gana. No importa. Quizá deba ser así. Nos pedimos unas amistades que nos hacen seguir con empates que nos insisten con unas técnicas sin impresiones variables. Hemos satisfecho toda la versión de un amor que nos consigue con toques dichosos.

Nos devuelve

Vivimos con toda la atención. Nos producimos muchos placeres que ya no provocan incendios. Lo anterior nos devuelve.

Todo género de especialidades

Tendré que ser, que vivir, con planteamientos que nos regalen todo género de especialidades.

Adicciones recurrentes

Versionamos las percepciones con unos elementos que quedan en lo nimio. Nos damos adicciones recurrentes.

De todo

Hemos agrietado la vida con más entusiasmo. Nos hemos dado cansancios que nos superarán. Nos contamos de todo. Estamos hechos para ser.

Sobre la eternidad

Vivimos con eternos comienzos que nos mantendrán, el tiempo que sea, en una juventud que ya no será sempiterna. Puede.

Amistades novedosas

Tendré que asumir otro sí. Las consecuencias nos llevan con arreglos que nos hablan con amistades novedosas.

Nos contentamos

Ni mucho ni poco. Nos mostramos con sensaciones que nos sirven de testimonios intangibles. Nos contentamos.

De querencia total

Eres todo para mí en este camino que nos conoce sin prevenciones especiales. Hemos aplicado una razón de querencia total.

Expectativas de bondad

No te diré. La vida es. Nos hemos recordado con un café que nos implementa las causas con expectativas de bondad. Será.

Seamos con tiento

Tengo que estar, que vivir, que ser, que tocar con frecuentes asertos que nos regalan espacios de amistad. No hay controversias. Seamos con tiento.

Nos daremos más

Te tengo con interés. Hemos asimilado los momentos con asunciones de amistades que gozarán. Nos hemos dado temas de análisis. Pronto nos daremos más.

Llegan otras

Nos metemos en esa espiral que ya no tiene premura. Hemos consumido las razones de la tranquilidad, pero no debemos preocuparnos: llegan otras.

No tanto frío

Vivimos fondos con formas que hemos de asimilar con respuestas que nos cubren en invierno. Ya no hace tanto frío.

En el mismo lugar

Hemos servido de parapeto ante las causas que nos proponen quedarnos en el mismo lugar.

Resortes preferentes

Nos unimos para ser, para vivir, para tocar ese amor que es fondo con resortes preferentes.

De entendimientos

Tendremos que resolver los altos y sus significaciones. No podemos vivir de condenas, sino de reconciliaciones, de entendimientos.

martes, 26 de octubre de 2010

El sentido de lo que ocurre

Nos inclinamos hacia esa balanza en la que el aprendizaje ha de ser casi el todo. Nos hemos convencido de que comunicando andamos ese camino que nos ha de surtir de los mejores efectos docentes. Caminemos y tratemos de conversar en pos de mejoras desde el conocimiento y la experiencia que nos llenan, o que pueden hacerlo, y, en ese caso, deben.

Hagamos que funcione el tono de una memoria que nos ha de enseñar a vivir en esa paz que nos debe nutrir con fines de retardos y deseos de una comprensión con la que incrementar los dones de un destino que no ha de ser estéril. Juntemos toda la memoria que sea posible y actuemos en consecuencia con una virtualidad que nos debe prevenir con saturaciones y con reglas de compromiso hacia el pedestal más mejorable.

Nos hemos de poner manos a la obra cada día con el afán profundo de la comunión espiritual. Nos debemos imponer tiempos, reglas, aspectos de conjunto y solidarios con los que teñir las relaciones en el mejor de sentidos. Debemos colorear el mundo con la universalidad más expansiva y siempre teniendo a gala que podemos y debemos tener presente la verdad de todos y cada uno de cuantos nos rodean.

Abordemos las dudas con coraje, con tesón, en la convicción de que la solvencia viene del riesgo ponderado y de afrontar las situaciones como aparecen, sin más astucia que la versión frontal de cuanto sucede, de lo que nos acontece y hasta nos supera. Las ocasiones no miradas a la cara son oportunidades perdidas. No podremos saber cómo habrían salido las cosas, si previamente no damos con ellas y procuramos obtener algún provecho en positivo. No olvidemos que siempre lo tienen, incluso cuando no lo vemos. En comunicación, como en la vida misma, es así.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Versiones de cariño

Me asomo a ti para cuestionar las raíces de todo un problema que nos hará aflorar con versiones de puro cariño.

No podremos quedarnos solos

Me contemplas con una insinuada caricia que me dispone con exactitud. No podremos quedarnos solos. Lo exacto será en su justo momento. Estudiemos.

Periodicidad gustosa

Decimos todo cuanto nos gusta con implementos de periodicidad gustosa que nos ha de poner en el brete mayúsculo.

Solución deseable

Modificamos los momentos que nos harán vivir en la gloria de la solución más que deseable.

Mantas confortables

Te reconozco en otro vacío, donde nos vemos con todo lujo de detalles, que nos envuelven con mantas confortables.

Ayudan los asuntos

Nos sentimos como somos. Hemos elegido estar con serenidad. Nos damos maneras con las que nos podemos comprender. Los asuntos ayudan.

Con toda la gloria

Nos ganamos con habituales cargas que hemos de sopesar. Podremos sustentar los reveses con toda la gloria.

Hacia donde sea necesario

Eres parte de esa red que me permite tener referencias con las que deberíamos ir hacia donde sea más necesario. Nos validamos con amores.

Nuevos respaldos

Tengo toda la confianza en ti. Hemos conseguido que los menesteres fugaces nos consigan los mejores momentos de placidez. Nos traemos nuevos respaldos.

De puro aval

Me place contemplarte en ese amanecer que nos destaca sentimientos variopintos. Nos ponemos en esa faena que nos sirve de puro aval.

Jugamos para ser

Corremos hacia ese espacio que nos complace con realizaciones que nos ponen en esa mitad medio íntegra con la que nos enganchamos para ser felices. Nos hemos movido para dar con las intenciones que nos complacen. Nos hemos preñado de entusiasmo. Jugamos para ser. No nos impondremos. Seremos con todo el gancho posible.

Endulzados otra vez

Te imagino como eres, como puedes, con lo que es, y nos sentimos en un empate que nos hace devolvernos ese equilibrio sin presiones. Nos endulzamos una y otra vez.

Siguen con mucho amor

Tendré que ir hacia ese momento de juegos expresivos. Nos motivamos. Las sorpresas siguen con mucho amor.

Una amistad que da y quita

Nos hemos seguido con paciencia. No podremos quedarnos en los inicios de una amistad que nos da y nos quita.

La gran historia

Eres la gran historia que quiero vivir, aunque nadie conozca lo que fuimos, esas intenciones que estuvieron de algún modo.

Con clásicas intenciones

Me destapo. No quiero guardar ni un sólo resquicio de amor. Nos hemos mostrado con clásicas intenciones.

Nuevas querencias asumidas

Entablamos esa amistad que nos propone quedarnos sin ecos de destierro. Hemos asumido nuevas querencias.

Compañías e imágenes

Abrimos nuestro melón de amor y vemos jugos con los que alimentarnos junto a las compañías con nuevas imágenes.

Símbolos de amistades

Nos sentamos para gustarnos con el nuevo paso que nos ha de reclamar símbolos de amistades densas.

Buenos anhelos

Tenemos que prestarnos todo el apoyo del que seamos capaces. Nos hemos comunicado los buenos anhelos.

Animados

Tengo que darte todo y más con unas comunicaciones de figuras destacadas que nos ubican con todo el amor del entorno. Nos animamos a ser mejores.

Amigos para siempre

Te veo estupendamente. Nos hemos dado ese deseo que ahora hemos de fermentar. Nos estrenamos como amigos para siempre.

Convenciones queridas

Nos ocupamos de una destreza que nos propone cambios hacia una señal con convenciones queridas.

Vivos y unidos

Te admito en mi vida. No puedo hacer otra cosa, ni debo. Salimos de esa cárcel que no se ve para entrar en esa alegría de estar vivos y unidos.

Soñado y cumplido

Restauramos la voluntad de estar juntos. Nos hemos generado mucha ilusión. Nos quedamos en donde queremos. Hemos soñado y cumplido.

Nos trazará el camino

Somos en la misma noche que subraya que la comunión y la bondad nos trazará el camino para seguir juntos.

En una misma entidad

Nos gestamos como pareja sin hechos, y ahora los tenemos que incorporar, como tiempo atrás, para ser nosotros en una misma entidad.

lunes, 25 de octubre de 2010

Con todo nuestro amor

Hemos salido a ese punto de encuentro que nos hará resplandecer con todo nuestro amor.

Devociones en penumbra

Restauro mi pasión con más señales de amor que nos consuelan con sus devociones en penumbra.

Los dibujos del corazón

Resistimos lo que podemos, todo lo que podemos, alternando las razones con los dibujos del corazón.

Instantes queridos

Vivimos unos momentos que nos han de plantear qué podremos hacer en otros instantes queridos.

Miradas de aprendizaje

Nos cubrimos con planteamientos que tapan todo ese amor que llevamos dentro. Nos hemos encendido con miradas que quieren aprender.

Otro tipo de categorías

Nos hemos quedado sin muros que nos paren ahora que parece que el cariño es el triunfante. Nos quedamos sin claves de antes. Nos daremos otro tipo de categorías en las relaciones imperfectas. Nos elegimos.

Ligeros ascensos de amor

Te atenderé con unos instantes que podré considerar medio poderosos por las caricias que aguardamos. Los ascensos nos serán ligeros en el amor.

Obstáculos y complementaciones

Debemos vivirnos sin reservas. Superemos las complementaciones que a veces se convierten en obstáculos.

Cariño definido

Nos recordamos ahora que nada es lo que pareció. Nos hemos fomentado compromisos de paz. Nos damos menos dudas, pero siguen ahí. Las podemos solucionar con mucho cariño definido.

Versionemos

Vivimos entre programaciones de las que hemos de salir. No busquemos en ferias que nos superan. Las alegrías las debemos mantener. No acabemos en el mismo punto de siempre. Versionemos las circunstancias.

Otros pronósticos

Nos hemos consolado con unas consecuencias que nos han de hacer más conscientes. Nos damos otros pronósticos.

Tiempo para amar

Te comento en el día en el que salimos con bien con miradas de posicionamientos supuestos. Aprovechamos el tiempo para amar. Vamos bien.

No nos cansaremos

Hemos visto los resultados con las amistades que nos dieron un cierto grado de peligro por la posibilidad de un enamoramiento callado. No nos cansaremos.

Que no falte la confianza

Iremos otro día para ver lo que sucede. Nos consolidamos. Hemos apartado las claras objetividades para que no falte la confianza en lo que no podemos tocar.

En otras etapas nos mantenemos

Tenemos que saber los modos en los instantes menos corregidos. Nos mantenemos en otras etapas.

Sin imponencias

Tenemos muy cerca esas sensaciones que nos insisten con sus tonos más estridentes que hemos de corregir con equilibrios sin imponencias.

Planteamientos estimulantes

Eres ese acento que me dispone con unos ataques que son defensas. Los elementos llanos nos corrigen con sus planteamientos más estimulantes.

Buenos propósitos

Miramos hacia ese final que nos maneja como puede. No hemos dado con ese tronco que nos podría dar lo común. La existencia nos refleja buenos propósitos.

Hablo de vivir

Maduramos como pareja, y eso me gusta. Nos hemos dado visibilidad con almas que nos emparejan más y más cada día. No hablo de vida, sino de vivir.

No quietos

Vivo el amor con sus contrarios, y ganamos porque no perdemos. No podemos quedarnos quietos.

Nos orientamos

Nos encargamos de unas obras que son señales en el camino. No dejaremos lo increíble que hemos hallado. Nos orientamos en plena selva. Nos queremos.

El tiempo que estamos juntos

Preferimos lo que podría ser sinceridad con rescates sin desafíos. Nos hacemos mucho bien el tiempo que estamos juntos.

Nos comentaremos

Estamos entre importancias que nos proponen quedarnos en el mismo inicio. No podremos brillar entre amores que no lo son. Nos comentaremos fines.

Iremos preguntando

Marcamos ánimos que nos aclaran lo que podríamos hacer. No sé hacia dónde vamos, pero iremos preguntando.

Con palabras

Nos damos ese momento que nos servirá para relajarnos con palabras que nos encumbrarán muy alto.

domingo, 24 de octubre de 2010

Mucha y buena comunicación

Resolvemos las preguntas de una comunicación que aspira a ser noble desde el mismo inicio del proceso, que ha de ser dinámico, estable, con equilibrios que alternen aspectos de todo género. Seamos astutos, y también dejemos que floten las vacilaciones en el camino, en el propio ambiente del que nos hemos de nutrir sin asperezas.

Subamos las montañas más consentidas con versiones de recias propuestas y con movimientos hacia la voluntad más señera de complementar las labores y los segundos de clásicos destierros. Nos hemos de poner en el sitio de los otros, dividiendo y multiplicando con tradiciones que se han de convertir en poderosas en la modernidad de un trazado con el que nos hemos de poner manos a la obra cada vez que podamos. Los instantes nos han de apasionar.

La existencia está colmada de buenos fines con los que nos hemos de realizar en una carrera donde hemos de agotar los mismos obstáculos que nos proponen los deseos con las intuiciones que nos han de permitir comprender los vacíos de unas existencias sin más compromisos que ser felices. Las medidas nos han de aproximar a lo posible, sintonizando con las grandezas de quienes nos asombran con sus prestaciones más grandiosas.

Consideremos las emociones como la base de ese sistema con el que hemos de comulgar desde las destrezas más sencillas, que han de servir de atalayas y de referencias ante lo que hemos de desarrollar día tras día. Podemos y debemos ser dichosos con la ayuda de quienes nos rodean. Hemos aplicar definiciones de espacios sin objetivos cerrados, sino más bien amplios y en expansión.

Los procesos de aprendizaje tienen de todo, incluso previsiones con las que poder emular los destellos de un lenguaje que debe ser sencillo y claro, con el todo como fundamento de una verdad que ha de ser de conjunto, tomando como afán la visión del bien social. Ahí encontramos mucha y buena comunicación.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Razonamientos duros

Razonas con todos mis anhelos, y nos esforzamos en el mismo tránsito que nos propone cambios con razonamientos duros.

No importa

Vivo entre vosotros, y entre vosotros soy con toda la honestidad del mundo. Nos hemos agotado esperando, pero no importa.

Conspiración

Conspiramos contra el amor, y eso es tanto como combatir ese futuro de felicidad al que tenemos derecho.

De todos

Te tengo así, como eres, entre verticales ideas que nos hacen aplaudir esas mejoras que son nuestras, que son de todos.

Insinuaciones formales

Restauramos ese anhelo que nos dio cambios hacia la seguridad en la que nos restableceremos con insinuaciones cada vez más formales.

A las pasiones

Me recuerdas lo mejor de mí mismo ahora que nos entregamos a las pasiones que tanto nos complacen.

Engrandecer la sociedad

Apuntemos todo lo alto que podamos para compartir los éxitos de esa visibilidad que ha de engrandecer la sociedad en la que vivimos.

En otro tren

La realidad nos sugiere combinaciones graciosas. No podemos quedarnos en otro tren. No debemos.

Lo hemos asimilado

Sospechamos de nuestros corazones, pero no queremos preguntarles nada más. Hemos asimilado lo que es.